Vacuna tétanos-difteria

Raquel Refusta Ainaga. Enfermera en Atención Primaria. CS San José Norte. Zaragoza. Luis María Hernáiz Calvo. Médico Residente especialista en Medicina Familiar y Comunitaria. CS San José Centro. Zaragoza.Lorena Rodríguez Elena. Médico especialista en Medicina Familiar y Comunitaria. Urgencias. Hospital Miguel Servet. Zaragoza

Print Friendly, PDF & Email
El tétanos y la difteria son enfermedades graves causadas por bacterias que, de ser padecidas, pueden desarrollar complicaciones severas.

El Tétanos, causado por el bacilo Clostridium tetani, se caracteriza por originar contracciones musculares dolorosas que pueden llegar incluso a la muerte.
Se adquiere a través de heridas que entran en contacto con las esporas del tétanos, las más frecuentes son las producidas por punción, desgarro y quemaduras.
La Difteria, causada por Corynebacterium diphtheriae, se caracteriza por la inflamación de las vías respiratorias altas y su transmisión es de persona a persona, a través de la tos o los estornudos.
La vacuna que protege frente a estas dos enfermedades es una vacuna combinada inactivada, a diferencia de las vacunas de virus vivos atenuados (como es el caso de la Triple Vírica o la Varicela), lo que permite su administración en el embarazo.
Su forma de administración es vía intramuscular.

¿Quién debe recibir esta vacuna?

Toda la población debe recibir esta vacuna, salvo si existe contraindicación médica en caso de reacciones alérgicas tras recibir una dosis de la misma o alergias severas a cualquier ingrediente que contenga.
En el caso de las mujeres embarazadas, recibirán de manera sistemática una dosis de difteria-tétanos-tosferina en el último trimestre de la gestación (preferiblemente entre la 28 y la 36 Semana de gestación).

¿Cuántas dosis debo recibir?

Se necesita un total de 5 dosis para lograr una protección segura y duradera.
Es importante comentar que cada dosis puesta es una dosis que cuenta, no se debe reiniciar vacunación, sino COMPLETAR.
• En adultos sin dosis previas:
-1ª dosis se deberá administrar tan pronto como sea posible
-2ª dosis se administrará al mes de haber recibido la 1ª
-3ª dosis se administrará a los 6 meses de haber recibido la 2ª.
-4ª dosis se administrará a los 10 años de haber puesto la 3ª.
-5ª dosis se administrará a los 10 años de haber puesto la 4ª.

• En adultos con dosis previas:
-Si tiene 1 dosis puesta y ha transcurrido más de un mes desde esa dosis, se administrará la 2ª y se continuará con la pauta de vacunación.
-Si tiene 2 dosis puestas: comprobar que han pasado más de 6 meses desde la última dosis y continuar la pauta de vacunación.
-Si tiene 3 dosis o más completar hasta 5 siguiendo la misma pauta.
-Si durante la infancia has sido correctamente vacunado y tienes 65 años, se te administrará una única dosis de recuerdo.

• Vacunación antitetánica en personas adultas en caso de heridas


IGT: es la Inmunoglobulina antitetánica

La IGT se administra sólo en caso de heridas de alto riesgo (heridas con fracturas, heridas profundas penetrantes, heridas por mordedura, heridas con cuerpos extraños, heridas sucias de tierra, heridas infectadas, lesiones tisulares importantes (heridas contusas, quemaduras) y en caso de haber recibido una pauta previa consistente en <3 dosis, o calendario vacunal desconocido (completaremos por tanto la vacunación también con Td).
Tanto en niños como adultos la IGT consistirá en una dosis única de 250 UI (Si han pasado más de 24 horas deberán ser 500UI).
Debe administrarse lo más rápido posible, al mismo tiempo que la vacuna antitetánica, en otra jeringa y otro lugar anatómico.
No está contraindicada ni en embarazadas ni en periodo de lactancia.

¿Qué reacciones puede causarme?

• Reacciones locales: dolor, enrojecimiento, hinchazón.
• Reacciones sistémicas leves: dolor de cabeza, cansancio, malestar, fiebre (inusual), náuseas…

¿Se puede administrar junto a otras vacunas?

La administración simultánea de vacunas es recomendable para asegurar el cumplimiento de un calendario vacunal o realizar estrategias vacunales aceleradas, por ejemplo, en el caso de viajes inminentes o pautas de rescate.
Prácticamente, todas las vacunas de uso pediátrico habitual pueden administrarse de modo simultáneo sin que su inmunogenicidad y reactogenicidad se vean afectadas.
Respecto a la administración simultánea con la reciente vacuna frente a la Covid 19 no hay estudios sobre la interacción entre ambas vacunas, de manera que espaciarlas sería una buena opción terapéutica.
No olvides revisar tu calendario vacunal y ante cualquier duda consultar con tu enfermera de atención primaria.